Como preparar una infusión de cáñamo

El CBD como el THC requieren de elementos grasos para poder ser disueltos si se quiere preparar una infusión de cáñamo. Los cannabinoides no se disuelven por si solos en agua caliente, sino que para que puedan ser extraídos y aprovechar sus propiedades, en el caso de las infusiones o tés de cáñamo debemos de incluir grasas.

 

Para preparar una infusión de cáñamo se debe de calentar primeramente el agua hasta llevarla a ebullición. Posterior a eso, se debe de colocar una nube de leche entera, que es la que nos dará la grasa necesaria. Es importante que sea leche entera y no semi o descremada, ya que justamente se les extrae la grasa que en este caso necesitaremos para preparar nuestra infusión.

Tras colocar la bolsa de té CBD en el agua con la nube de leche, se debe dejar reposar de 3 a 5 minutos para permitir que el extracto pueda ser disuelto.

 

También se puede utilizar un poco de aceite de coco o mantequilla para aportar la grasa necesaria que necesita el CBD para disolverse y que seguro le dará un sabor atractivo.

Para endulzarlo, se puede utilizar azúcar, azúcar moreno o miel. También se puede beber sin agregar un elemento dulce ya que el sabor de las hierbas que acompañan el el extracto de cáñamo, dan un sabor agradable.

es_ESES
fr_BEFR es_ESES